Fe, amor y lotería



Dicen que cualquiera tiene más probabilidades de morir en un accidente aéreo que de acertar el bote de la Primitiva o el gordo de Navidad. No sé si eso significa que cualquier afortunado ganador de un juego de azar debe evitar subirse a un avión a partir de entonces porque no le libra ni Dios o si, por el contrario, ha pulverizado las estadísticas y no hay Airbus que se caiga con él dentro.

Las cifras, esas en las que creen los de ciencias y los de letras no somos capaces de recordar, indican que la posibilidad de cualquier persona de obtener un beneficio a través de la lotería navideña es de un miserable 5,68% y sólo de un 1,86% de hacerlo con la Primitiva.

A pesar de eso, seguimos empeñados en comprar el décimo o rellenar la bonoloto cada semana, o con la periodicidad que imponga la intensidad de la fe o la ludopatía de cada uno. Y con cerril ceguera a las ciencias exactas, en época de crisis nuestra esperanza y nuestras visitas a Doña Manolita se disparan de modo inversamente proporcional al saldo de nuestra cuenta corriente.

Sobre el afecto y la pasión dicen los expertos (no me preguntéis cuáles, aún no sé quién domina más estos asuntos, si los químicos, los psiquiatras o los paparazzis) que el enamoramiento dura tres meses y el amor, tres años. Pero también aquí, como en la lotería, nos pasamos las cifras por la confianza ciega del “te amo hasta el infinito y más allá”. No nos importa que de cada cuatro matrimonios que se contraen en España se divorcien tres, ni que una pareja se separe cada tres minutos y medio.

La crisis, sin embargo, tiene el efecto contrario en los matrimonios, que no en el amor. Las parejas se divorcian menos, no porque los números rojos y las hipotecas impagadas les hagan quererse más, sino porque es más fácil dividir la miseria entre dos que duplicarla.

Ojalá supiera por qué continúo echando la Primitiva, aunque nunca me toque, y por qué sigo enamorándome, pese a la fecha de caducidad.



Lo más visto

Copyright © 2012 Fundida en NegroTemplate by: Urangkurai.Powered by Blogger.